¿Cómo cuidar tus flores de forma adecuada este verano?

cuidar tus flores de forma adecuada este verano

En verano, el jardín florece de verdad: Es el momento perfecto en que podemos disfrutar de los colores y aromas de las flores, el toque fresco de la hierba verde y, por supuesto, el delicioso sabor de las frutas de temporada con las que contemos en nuestro jardín o huerto. Sin embargo, cada verano, debemos de recordar el cuidado adecuado, especialmente en climas cálidos. Pensando en ello, en esta ocasión compartimos contigo las normas básicas que debes seguir a la hora de cuidar el jardín en verano.

Cada temporada tiene sus propias reglas; por lo tanto, el cuidado de las plantas debe tener en cuenta su ciclo de vida. En verano florecen muchas plantas y algunos arbustos y árboles dan frutos. Julio y parte de agosto son el pico de la temporada de crecimiento, mientras que a partir de septiembre las plantas se preparan lentamente para el otoño y el invierno.

A continuación te damos algunos consejos para cuidar tus flores en el verano:

Índice de contenidos

    Riego: la mejor receta para el calor

    Una de las actividades más importantes durante el calor del verano es regar el jardín. A altas temperaturas del aire, como lo sabemos, el agua se evapora más rápido, por lo que el suelo es muy probable que termine por secarse en poco tiempo. Esto puede conducir a la muerte de las plantas, en especial de todas aquellas flores que no son propias de climas cálidos; o bien, que no soportan como otras la falta de agua (a veces, incluso por periodos cortos, como de un día). Aquí encontrarás más ideas para el riego de las flores y su cuidado en general.

    Es por ello que, muchas veces, lo mejor será no regar durante el día, pues se trata del momento de mayor insolación, sino mejor hacerlo al anochecer o al amanecer. De esta forma podrás evitar de manera importante las quemaduras en las plantas. También es recomendable que dirijas el agua con un chorro suave en el suelo para no dañar las hojas y las flores y no enjuagar el suelo debajo de las plantas (que como sabemos, es rico en nutrientes). Por otra parte, las flores que crecen en contenedores o macetas se pueden regar incluso dos veces al día; ya que por lo general, cuentan con un sustrato en donde el agua permea más rápidamente.

    Vale la pena añadir abono líquido al agua con la que riegues tus plantas. Sin embargo, recuerda usarlo no más allá de finales de julio. De lo contrario, alargarás innecesariamente el periodo vegetativo de las plantas, lo que impedirá que se puedan preparar de manera adecuada para la época más fría del año, que comprende otoño e invierno.

    Los secretos de cortar el césped para el cuidado de flores en verano

    Un césped bien cuidado es una parte muy importante del jardín de una casa y un elemento esencial cuando hablamos del cuidado de flores en verano. Para mantener su aspecto estético durante todo el período estival, recuerda cortarlo regularmente. Lo mejor es hacer esto cada 7 o 10 días. Como resultado, el césped se mantendrá por más tiempo verde y denso, y cortarlo evitará que florezca y se seque. Sin embargo, el césped no debe cortarse demasiado; si se mantiene más alto dará sombra al suelo y evitará que se seque a tal punto que pueda ser perjudicial.

    El césped también debe regarse abundante y minuciosamente para que el agua penetre en las capas inferiores del suelo. Esto no sólo será benéfico para nuestras plantas durante el verano, sino prácticamente durante todo el año.

    Adiós a las malas hierbas

    En verano, los macizos, los macizos de flores y el césped deben desmalezarse sistemáticamente, y es que podrían causar un daño importante en el desarrollo de nuestras plantas y, en general, de todo nuestro jardín.

    Al hacer esto, estaremos contribuyendo de forma directa a que las plantas indeseadas no quitarán el agua a las flores cuidadas, ni las agobiarán al crecer en exceso.

    Así mismo, en los lugares limpios (es decir, donde no se encuentra una planta), vale la pena colocar una capa delgada de mantillo; esto inhibirá el crecimiento de otras malezas y reducirá, al mismo tiempo, la evaporación del agua del suelo de forma efectiva.

    Compartir

    José Delgado

    Biólogo de Profesión, tengo más de 15 años promoviendo la conservación de los bosques y suelos de PR y toda Latinoamérica. Creo firmemente que no podemos quedarnos de brazos cruzados viendo como se destruye la biodiversidad de nuestros ambientes, todos podemos hacer algo para evitarlo desde nuestras trincheras. Gracias por seguirnos

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Utilizamos cookies propias y de terceros durante la navegación por el sitio web, con la finalidad de permitir el acceso a las funcionalidades de la página web, extraer estadísticas de tráfico y mejorar la experiencia del usuario. Puedes aceptar todas las cookies, así como seleccionar cuáles deseas habilitar o configurar sus preferencias. Para más información, puede consultar nuestra Política de cookies